Siempre digo que el ajo goza de mala prensa, a veces con justas y olorosas razones y otras por desconocimiento. Lo cierto es que el ajo es un alimento con increíbles beneficios para nuestra salud y organismo. Este gran antioxidante, posee una sustancia llamada Alicina un potente antiséptico, fungicida, bactericida y depurativo de nuestro organismo. Para gozar de estos beneficios es aconsejable comerlo crudo ya que su poder atenúa al estar cocido. Un refrán conocido de américa dice “Ajo Cocido, Ajo Perdido”, una vez cocido pierde el 90 % de su efectividad.

El ajo es utilizado como medicamento desde la miles de años A.C. y existen evidencias en papiros de su uso medicinal para curar parásitos intestinales, tumores, cardiopatías, etc. Razones para consumir ajo diariamente:

Antibiótico natural

Louis Pasteur, en 1858 demostró que el ajo es un Antibiótico Natural. Ya que detenía el crecimiento de bacterias en cultivos de laboratorio. Durante la 2da Guerra Mundial, el ejército Ruso, y ante la falta de antibióticos lo utilizó efectivamente.

Controla el colesterol

La Alicina reduce los niveles de colesterol y los triglicéridos en Sangre. Para que la Alicina aparezca, el ajo debe ser machacado o cortado. La Alicina es una sustancia basada en Azufre (de ahí su poder bactericida).

Mejora la circulación

Al disminuir el Colesterol y limpiar las arterias previene la arterioesclerosis y evita que el colesterol se adhiera a las paredes de las venas o arterias. Gracias a la Vitamina B se reducen los niveles de homocisteína (sustancia que daña las paredes de los vasos sanguíneos) y el Selenio que ayuda a combatir las enfermedades del corazón, el ajo sin dudas se convierte en un titán de la salud.

Aliado contra la hipertensiónajo

Estudios han demostrado que consumiendo 1 diente de ajo al día se logra reducir la Alta Presión sistólica y diastólica. Tanto la Alinina, Alinasa y Alicina mejoran significativamente la circulación sanguínea.

Anticancerígeno

Consumir ajo Crudo reduce a la mitad el riesgo de padecer Cáncer de Estómago y en 1 tercio el riesgo de padecer Cáncer Colorectal.

Favorece la digestión

Consumir 1/2 diente o 1/3 de diente de ajo a la semana cuida los intestinos y previene en un 50 % el Cáncer de Colon. Favorece la secreción de jugos digestivos y combate numerosas enfermedades del aparato digestivo.

Descongestivo

Descongestiona nuestras vías respiratorias, promueve la desinfección y desinflamación de los bronquios siendo también un buen expectorante.

Estimulante de las defensas

Si acción Antiviral  y Bactericida potencia a nuestro sistema inmune para ganar todas las batallas.

Contra la impotencia sexual

La circulación sanguínea es fundamental para combatir la impotencia sexual, por la cual estudios han demostrado que el ajo ha mejorado casos de Impotencia cuando es consumido crudo cada día.

Embellece la piel

Ayudan a la regeneración celular, a mantener la piel limpia de agentes patógenos y cuando es utilizado en mascarillas, se logra fortalecer y suavizar la piel. También actúa sobre el Acné y por ser un excelente antioxidante, logra una piel más joven y rejuvenecida.